REFLEXIONES. EL MAESTRO (IV)

Mientras maestro y alumno mantenían aquella conversación, el radiante cielo azul de noviembre se fue llenando de nubes que iban adquiriendo progresivamente un oscuro color grisáceo que anunciaba tormenta.

- Estimado alumno, hay otro personaje histórico que no podemos pasar por alto, porqué también aporta luz a nuestra conversación, y no es otro que Saulo de Tarso, más conocido como San Pablo el apóstol. La vida de este excepcional hombre es una vida curiosa y cargada de significado.

En aquel preciso instante el cielo descargó en aquella solitaria playa su atronador rugido, un rayo en el horizonte y en pocos segundos un trueno rompió la calma. El maestro hizo una pausa y siguió con su relato.

- Pablo era judío pero poseía la ciudadanía romana. Pertenecía a los fariseos y era gran conocedor del antiguo testamento, siendo alumno de uno de los grandes maestros de su tiempo, el maestro Gamaliel. Pablo cumplía celosamente con los preceptos que su maestro le enseñaba y mostraba gran odio a los seguidores de Jesús, llegando incluso a participar en la ejecución de uno de ellos. Se trataba de Esteban que fue lapidado por un grupo de fariseos mientras Pablo sostenía las vestiduras de los mismos.
Pablo hizo todo lo posible por impedir que los seguidores de Jesús transmitieran sus enseñanzas en las diferentes sinagogas de la zona. Llegó su odio hasta tal extremo que decidió ir a la ciudad de Damasco con el fin de hablar con los máximos dirigentes de los fariseos de esa ciudad, con idea de que los seguidores de Jesús no pudieran poner pie en ese lugar. Camino de Damasco, Pablo y sus acompañantes fueron envueltos en una luz cegadora y Jesús se le apareció a Pablo para increparle por su implacable persecución a los cristianos. Pablo quedó cegado hasta que llegó a Damasco, una vez allí recuperó la vista.

- Disculpa maestro, me hablas de una nueva aparición de Jesús y esta vez a alguien no cercano a él, sino todo lo contrario, a un enemigo suyo.

- Cierto, pero lo más extraordinario del suceso es que igual que a los Doce, a Pablo le cambió completamente la vida. A partir de aquel momento, éste viajó de oriente a occidente para explicar a todo el mundo las enseñanzas de Jesús, enfrentándose a muchos peligros y dificultades sin cesar por ello en el empeño de hacer llegar el mensaje de Jesús.
¿Cómo pudo un hombre pasar de odiar a Jesús y a sus seguidores, a dedicar el resto de su vida a predicar las enseñanzas de los mismos?. ¿En ese cambio de actitud tuvo algo que ver la visión que tuvo camino de Damasco?.

Justo en el momento en que el maestro dejó de hablar una débil lluvia empezó a caer. El alumno sumido en un silencio sepulcral miraba al horizonte mientras su cuerpo se mantenía completamente inmóvil, su mente estaba lejos de allí, en otro lugar, en otro tiempo.
La lluvia como instrumento redentor del espíritu despertó a aquel hombre. Una sensación de paz inundaba su corazón mientras la lluvia caía con más fuerza y el cielo atronador se cernía sobre su cabeza. Comenzó a caminar con paso lento pero seguro desapareciendo tras una densa cortina de agua…

FIN

1 comentarios:

vicenterm 24 de julio de 2010, 6:12  

Una de las cosas extraordinarias del caso de Pablo, es que no se trata de un oportunista que uso la excusa del Evangelio para medrar, si no todo lo contrario, lo tenía todo para tener la gloria en el mundo y renunció a ella, empeorando su calidad de vida; (por usar una expresión contemporánea), solo una experiencia realmente extraordinaria, puede provocar un cambio tan rradical.

"El corazón tiene razones que la razón no comprende".
Blaise Pacal


"Que Dios nos conceda a todos avanzar por la fe y no por la visión, y vivir en el pasado y en el futuro, y no en el presente".
John Henry Newman



"Las más grandes almas son capaces de los más grandes vicios y las más grandes virtudes, y los que no marchan más que muy lentamente pueden avanzar mucho más, si siguen siempre el camino recto, que los que corren alejándose de él".
Descartes



"Sin la filosofía, nadie puede hablar con amplitud y abundancia sobre temas de envergadura y variedad".
Cicerón



"El más aterrador de los males, la muerte, no es nada para nosotros, porqué cuando nosotros somos la muerte no es y cuando la muerte está nosotros no somos".
Epicuro



"Alguno se estima atrevido cuando con otros se compara. Algunos creo que hubo tan discretos que no acertaron a compararse sino a sí mismos".
Miguel de Cervantes


"Al que aguarda le sucede lo que aguarda y al que espera le sucede lo inesperado".

Heráclito


“La libertad, Sancho, es uno de los más preciosos dones que a los hombres dieron los cielos; con ella no pueden igualarse los tesoros que encierra la tierra ni el mar encubre: por la libertad, así como por la honra, se puede y debe aventurar la vida”.
Miguel de Cervantes


“Es mejor corregir tus propios fallos que corregir los de los demás”.
Demócrito


“La pobreza no viene por la disminución de las riquezas, sino por la multiplicación de los deseos”.
Platón


“Cuivis potest accidere, quod cuiquam protest”.
“A cada cual puede suceder, lo que puede suceder a alguno”.
Publilio


“Ni envidiado, ni envidioso”
Fray Luis de León


"Casi todos luchan entre el temor de la muerte y los tormentos de la vida; son desventurados que ni quieren vivir ni saben morir. Hazte grata la vida, cesando de inquietarte”.
Séneca


“No hay rey, que no descienda de esclavos, ni esclavo que no descienda de reyes”.
Platón


“Los placeres que el cuerpo nos procura son todo lo contrario del placer cuando la sabiduría no les pone límite”.
Séneca


"Es imposible convencer a alguien mediante razonamientos de que cambie una convicción a la que no ha llegado mediante el razonamiento".
Karl R. Popper


"La virtud de un hombre no debe medirse por sus esfuerzos, sino por su actividad habitual".
Blaise Pascal


“Las riquezas del sabio están bajo servidumbre; las del necio, en el poder”.
Séneca


"El silencio eterno de estos espacios infinitos me espanta".
Blaise Pascal


“No quiso la lengua castellana que de casado a cansado hubiese más de una letra de diferencia”.
Lope de Vega


"El arte de la sedición, de trastonar los estados, consiste en atacar las costumbres establecidas, examinándolas hasta su origen, para hacer observar que carecen de autoridad y justicia".
Blaise Pascal


“La vasija que de nueva se empapó de un perfume, largo tiempo lo conservará”
Horacio


“Formidable es la valentía provocada por la desesperación”.
Séneca


“La muerte no viene toda a la vez: la que se nos lleva es la última muerte”.
Séneca


"Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres"
Jesús de Nazaret


"No, no hay salida. No hay un cielo con un pequeño infierno en su interior. Ni hay forma de guardar este o aquel rasgo del demonio en nuestros corazones o nuestros bolsillos. Satanás debe salir, hasta el último pelo, sin dejar la menor huella".
George MacDonald


"No existe nada que se encuentre por completo en nuestro poder aparte de nuestros propios pensamientos".
Descartes


"Son muchos los senderos que llevan a Dios, no te los cierres con el odio y la venganza".
De la película Ben Hur


Alfonso
“Ciertamente, todo lo que hasta ahora he admitido como lo más verdadero lo he recibido por medio de los sentidos; pero he descubierto que éstos me engañan a veces, y es prudente no confiar del todo en quienes nos han engañado, aunque sólo fuera una vez”.
Ver todo mi perfil

Seguidores

Archivo del blog